Yavir Gamboa, “Potrillo de la Salsa”: Sufrió bullying, ahora recibe aplausos

Música

 

Yavir Gamboa, es un joven norteño de 18 años con un corazón chalaco lleno de pura salsa. Se ha convertido en la nueva sensación en la salsa. Lo llaman “El Potrillo” y acaba de lanzar el tema “Dónde estarás?” que muchos jugadores de fútbol ya tararean. Viene logrando éxitos como ha sucedido con los internacionales Marc Anthony, Víctor Manuelle, Jerry Rivera, Rey Ruiz, Hildemaro y muchos más.

Todos ellos salseros populares y famosos que alguna vez se hicieron un camino gracias a su talento. Su gran prueba de fuego le llegó en  agosto cuando subió al escenario a lado de grandes artistas que participaron en el Festival Internacional del Callao 2023 ,en donde se codeo con artistas internacionales de gran envergadura.

Siempre quiso cantar desde que estaba en etapa escolar, pero veía sus posibilidades nulas porque era víctima de bullying por su físico le decían gordo, panzón eso originó que tuviera su autoestima baja, ahora me siento más seguro. Un día se decidió a cultivar su cuerpo y cambió su físico. El look que luce se lo diseña él mismo gracias a sus conocimientos de barbería. Empezó su carrera a los 6 años imitando a Segundo Rosero, se presentó en el programa “Yo soy Kids”. Vino de su San Pedro de Lloc para participar en el casting.

“Recuerdo que el casting, que empezaba a las 9 de la mañana, llegué desde mi tierra a la 01.00 de la madrugada al terminal de Fiori, como no teníamos donde ir, mi papá se sentó en una banca y me recostó en sus piernas. Dormí hasta las cuatro y de allí enrumbamos a Latina y encontramos que ya estaban haciendo cola”.

Yavir, decidió incursionar en la salsa a los 14 años. Le cuentan que había un casting para el programa de La Chola Chabuca de América Televisión, y volvió a Lima con su papá. Allí cantó un tema de “Los Caribeños de Guadalupe” y quedó finalista entre ocho mil participantes.

Para Yavir , nada le fue fácil en sus inicios. Cada oportunidad que tenía que venir a Lima, sus papás pasaban con una cajita por todos los salones haciendo una colecta para poder viajar y tener dinero para comer aquí. Mientras que sus profesores le daban oportunidades como presentar tareas en otro día y también con los exámenes.

Ahora tiene un look distinto. No es más el niño poco comunicativo. Hoy se devora el escenario y los que los insultaban, se sorprenden. Se declara ferviente admirador Héctor Lavoe, a pesar de que tuvo muchos de defectos y problemas en su carrera, nunca paro. Siempre estuvo dando lo mejor a la gente.

Pero en su vida no todo es la música, también estudia administración de empresas en la universidad César Vallejo. “El Potrillo de la salsa” ya salió del partidor y tiene un largo camino por correr aún le esperan muchos escenarios por subir.

Agregue un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *