“Alborada” regresa a Las Estrellas

Portada Telenovelas

 

Desde este lunes 17 de enero a las 3:55 de la tarde regresa a Las Estrellas (canal 25 Claro TV), “Alborada”, telenovela mexicana producida por Carla Estrada para la cadena Televisa bajo la dirección de Mónica Miguel y con una historia original de María Zarattini (+).

Fue una producción de época situada en los años del dominio español en México, haciendo referencias a hechos históricos como la Santa Inquisición. Protagonizada por Lucero y Fernando Colunga; con las participaciones antagónicas de Daniela Romo, Luis Roberto Guzmán, Mariana Garza y el primer actor Manuel Ojeda. También contó con las actuaciones estelares de Arturo Peniche, Ernesto Laguardia, Irán Castillo y Valentino Lanús.

El tema musical “Alborada” fue una composición de Jorge Avendaño, que también se encargó de la música de otros melodramas como “Corazón salvaje”, “Alondra” y “El privilegio de amar”, estos dos últimos de la misma productora. 

El tenor Plácido Domingo, quien aceptó grabar el tema principal, lo haría por segunda vez para una telenovela ya que su primera incursión fue en “Corazón salvaje”, poniendo voz a la entrada en su emisión en España.

 

Sinopsis.

La protagonista de Alborada es Hipólita Díaz, una joven mexicana que vive con su abuela, Carlota, en el pequeño poblado panameño de Santa Rita. La joven se ha criado lejos de su madre, Asunción, a quien le quitaron su hija por haberla tenido sin haberse casado. A cambio de una buena cantidad de dinero ofrecida por doña Adelaida de Guzmán, Hipólita se casa con Antonio de Guzmán, hijo de doña Adelaida. Hipólita se casa con Antonio por amor, sin saber que su matrimonio fue acordado para acallar los rumores acerca de la hombría de aquél.

Tras la muerte de su abuela, Hipólita queda a merced de su suegra, quien la maltrata y humilla constantemente. Pasan los meses sin que la pareja haya consumado el matrimonio por la impotencia sexual de Antonio.

Doña Adelaida presiona día y noche a su hijo para que consume el matrimonio con Hipólita y logre dejarla embarazada; no sólo para limpiar su reputación como hombre, sino también porque el tío de Antonio y hermano de su difunto padre le convertirá en su heredero si consigue engendrar un hijo varón.

Entra en escena don Luis Manrique, un joven noble, nacido en el pueblo mexicano de Cuencas, y que es primo de don Diego Arellano, conde de Guevara. Luis llega a Panamá a arreglar unos negocios de su primo sin sospechar que se trata de una trampa suya para matarlo.

El joven es atacado por unos hombres pero logra huir; al no tener donde esconderse entra en la propiedad de doña Adelaida, quien lo manda apresar. La anciana observa en Luis cierto parecido físico con Antonio y le propone un trato: lo dejará ir a cambio de que se acueste con Hipólita e intente dejarla embarazada haciéndose pasar por Antonio. Luis no tiene más remedio que aceptar.

Luis se acuesta con Hipólita en la oscuridad y ésta, creyendo que se trata de su marido, lo recibe gozosamente, pero éste se siente culpable por el engaño; impidiendo que ella vea su rostro, le explica el trato llevado a cabo entre él y su suegra, lo que por supuesto horroriza a Hipólita.

Luis logra escapar de la casa y esa misma noche emprende el viaje de vuelta a México. Después de unas semanas, Hipólita se descubre embarazada del misterioso mexicano. El futuro bebé será indispensable para acallar los rumores acerca de la sexualidad de Antonio, quien acepta cuidar de un hijo ajeno, pero Hipólita escapa de su casa con su fiel criada Adalgisa; la joven da a luz a un bebé varón al que llama Rafael y lo hace pasar por el hijo de su criada. Después de tres años tratando de buscar a Hipólita sin éxito, doña Adelaida muere.

El viaje de Hipólita termina en Cuencas, donde vive Luis con su familia, pero allí también vive Asunción con su marido, Francisco, y la hija de ambos, Catalina. Al llegar al pueblo, Hipólita se reencuentra con su madre y conoce a su hermana, pero también encuentra a Luis, quien está casado con Esperanza de Corsa, la cual no ha podido concebir un hijo.

Sin embargo, la llegada de Hipólita hará surgir un profundo amor entre Luis y ella, aunque este amor será imposible no solo a causa de los matrimonios de ambos; otro gran obstáculo será la propia madre de Luis, Juana, que guarda un terrible secreto desde años atrás.

 

Tráiler.

Agregue un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *