Equilibra tu organismo con los beneficios de la Terapia Ortomolecular

Noticias Salud

La medicina Ortomolecular es la ciencia que se enfoca en el balance de los nutrientes en el cuerpo para optimizar su funcionamiento, prevenir y aliviar enfermedades. Por ello, este método actúa equilibrando las funciones vitales de nuestro organismo para un mejor bienestar y salud en todos los aspectos, a través del uso personalizado de sustancias como las vitaminas, minerales, enzimas, anticuerpos, ácidos grasos, entre otras, que actúan directamente sobre el desorden, a nivel celular.

En ese sentido, la doctora Sisi Cuadra, especialista del Centro de Medicina Estética de la Clínica Ricardo Palma, explica que este tipo de terapia ofrece distintos tipos de tratamientos, cada uno con sus propios beneficios en pro de la salud en general como:

  1. Aumento de masa muscular: La acción conjunta de compuestos naturales fundamentales como el HMB (hidroxmetilibutirato) + Coenzima Q-10 + L-Carnitina, permiten generar masa muscular de modo eficiente, mejoran el rendimiento durante el ejercicio, disminuyen la fatiga muscular y previenen la flacidez corporal
  2. Reducción del estado inflamatorio corporal:El uso de la Vitamina C + Glutatión, ayuda a combatir el estado inflamatorio crónico de bajo grado producido por el sobrepeso, la inactividad física, el estrés, etc., que afecta el sistema inmune y metabólico, predisponiéndonos a sufrir enfermedades como la diabetes, las dislipidemias, etc.
  3. Tratamiento Lipolítico:El poder de la L-Carnitina + Ácido alfa lipoico + Glutation ayuda a regular el proceso de acumulación de grasa en diversas zonas del organismo, convirtiéndola en energía. De esta manera perderemos grasa de manera consistente.
  4. Tratamiento Détox:El hígado puede inflamarse y disminuir sus funciones debido a una mala alimentación, al consumo de licor, el tabaco, drogas, medicamentos, etc. La acción del Ácido alfa lipoico + Glutation funciona como un desintoxicante para este órgano, ayudando a destruir los radicales libres que mantiene un estado inflamatorio.

La doctora Cuadra recomienda una exhaustiva evaluación personalizada del especialista, teniendo en cuenta la patología que se tratará. Además, añade que estos tratamientos requieren entre 3 a 5 sesiones por cada 7 o 15 días y un suplemento diario para su mantenimiento. El paciente no necesita ningún cuidado en especial post tratamiento, solo debe ser constante con una nutrición adecuada, ejercicios diarios, tomar agua y realizar un sueño siempre reparador.

Agregue un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *